Internet y la libertad de Sexualidad

420014_287190431349819_114982095237321_710621_1296612569_n_large

Aún tengo ciertos recuerdos, imágenes que se me pasan por la mente cuando tenía entre unos cinco-diez años. Recuerdo juguerretear con los zapatos de tacón que mi prima dejaba cuando venía un fin de semana y se los quitaba para descansar, los dejaba en mi habitación, y yo aprovechaba sin que nadie me viera para tocarlos, me gustaba admirarlos.

Pero cuando eres pequeño, lo instintivo te parece natural, me parecía lo más normal del mundo que te gustara tocar unos zapatos de tacón, sin embargo, de los diez años para adelante, fui dejando mi fetichismo de lado a medida que iba pensando que nadie más lo hacía, y que yo era raro. Y esa es la pregunta por la que todo fetichista empieza.

254286_10150217795442441_323541987440_7420086_5606758_n_large

Navego por varios foros que tratan sobre éste fetiche, y cada dos por tres, aparece un nuevo usuario preguntando lo de siempre: "¿es normal mi fetiche? ¿soy raro?", y me recuerdan a mis inicios, cuando en la adolescencia, me di cuenta de que me fijaba en exceso en las piernas y los pies de las mujeres. Y gracias a Internet, pude encontrar páginas dónde conocí a gente que tenían mi mismo fetiche. Si no hubiera sido por la existencia de Internet, probablemente hubiera reprimido mi sexualidad hasta el punto de repudiar mi propio fetiche, de repudiar mi propia naturaleza.

Y es verdad, Internet ha abierto miles de puertas a la sexualidad. Nos ha liberalizado de nuestro peso que nos obligaba a ser lo que no queríamos, a que nos gustara lo que no queríamos que nos gustara, y a reprimir aquello que más deseábamos. En cierto modo, es un homenaje a aquellos colectivos fetichistas, sadomasoquistas, transexuales y homosexuales, entre otros muchos, que poco a poco se van haciendo un hueco en la sociedad.

En parte, hay que reconocer también en este sentido, el mérito a la pornografía. Sí, aquello a lo que si nos preguntan que vemos, decimos que no y salimos corriendo, pero realmente todos sabemos que en la intimidad alguna vez hemos visto y si no, la palabra 'sexo' no sería la tercera palabra más buscada de google, o no habría 24.644.172 webs pornográficas, pero bueno no es el tema del que se trata aquí ahora. Pero volviendo al tema, ya prácticamente casi todos los foros de sexo, las páginas web porno, incluyen ya categorías como: "BDSM" o "Fetish". Y cogiendo una al azar, encuentro que una categoría de Fetichismo de Pies, tiene 8 videos nuevos diarios, es decir, al año unos 2.920 clips fetichistas. Un foro español, tiene 5.962 usuarios, fetichistas de los tacones. Otro foro (este inglés, más internacional) cuenta con 31.902 fetichistas de los tacones. Bueno realmente no quiero aborrecer a nadie con datos, pero es un buen ejemplillo para ver cómo es el panorama actual de la sexualidad humana (y en especial, en mi rama claro, la fetichista).

En definitiva, gracias a Internet gente como yo ha conseguido encontrar su identidad, ha conseguido saber que no era el único en este mundo con estos gustos, que eramos muchos, y me ha enseñado a estar orgulloso de lo que eres y a no dejarte llevar por lo que la gente diga o piense que es lo normal, así que lo diré alto y claro: adoro los zapatos de tacón, el calzado femenino, las piernas y los pies femeninos, olé. 

423432_276911055713941_109759299095785_706787_1581670072_n_large

SHARE ON:

Hello guys, I'm Tien Tran, a freelance web designer and Wordpress nerd. Sed ut perspiciatis unde omnis iste natus error sit voluptatem accusantium doloremque laudantium, totam rem aperiam, eaque ipsa quae.

1 comentarios:

  1. Qué razón tienes!!!!!!!!
    Felicidades por romper una lanza en un tema que tantos machacan, la gente critica mucho el tema de la sexualidad en Internet pero yo veo muchísimo peor las consecuencias que acarrea la represión.
    <3

    ResponderEliminar

Suscríbete